APUNTES CIUDADANOS: HUMOR POPULAR

Opinión 11/04/2021 Por Alejandro Rojo Vivot - Escritor
El humor puede ser realizado por grandes humoristas de todos los tiempos, nos dice Alejandro Rojo Vivot (1), o también el humor popular puede ser anónimo. A su vez hay ejemplos de un ex presidente argentino y un diputado de la provincia de Santa Cruz. HUMOR, POLÍTICA Y AFINES CCLX.
20190522 Dalí 3 Museo Dalí Figueras 2019

FOTO: ARV. SALVADOR DALÍ. MUSEO DALÍ. FIGUERAS, ESPAÑA. 22 DE MAYO DE 2019

“De una frase chistosa recibimos una impresión de conjunto en la que no somos capaces de separar la participación del contenido intelectual de la que corresponde a la elaboración del chiste”. [2]

Sigmund Freud (1856-1939)

 

La nómina de grandes humoristas es muy extensa y casi siempre, cualquier intento de completarla difícilmente logrará su cometido integral: el británico Hector Hugh Munro, Saki (1870-1916), el inglés Gilbert Keith Chesterton (1874-1936), el argentino Roberto Alfredo Fontanarrosa (1944-2007), el español Álvaro de Laiglesia (1922-1981), el francés Charles-Alphonse Allais (1854-1905), el brasilero Sergio Magallanes Jaguaribe Gomes (Jaguar) (1932), los estadounidenses Julius Henry Marx, Groucho Marx (1890-1977), Samuel Langhorne Clemens, Mark Twain (1835-1910), etcétera.

Como contraparte, el inefable humor popular es anónimo, posiblemente más producto de construcciones colectivas. Vaya un ejemplo.

Recién fallecido, un exitoso político ya anciano llega a las puertas del Cielo, muerto de miedo, conocedor de sus antecedentes. Para su sorpresa lo recibe un quirubín con una muy amplia sonrisa que lo conduce hasta un cercano cruce de caminos y le explica:

-A la derecha se va al Infierno y a la izquierda ingresa al Cielo, por un breve período usted puede probar las dos opciones y luego decidir eternamente.

-(Después de dudar un poco) Prefiero ir primero a la derecha pues es posible que me encuentre con muchos conocidos que me asesorarán con vasta experiencia.

Al llegar se encuentra con palacio gigantesco con muchísimas habitaciones, espacios culturales, escuelas y universidades, gimnacios de última generación, etcétera. A los alrededores observó perfectas autopistas, ferrocarriles ultra rápidos, plazas con juegos y esculturas. Todo reluciente y sin contaminación ambiental de ningún tipo.

-(Absolutamente convencido) ¡Me quedo aquí para siempre!

-Perfecto, en 24 horas eternas le traeré los papeles para que los firme.

Al día siguiente, se despierta muy temprano por constantes disparos de armas de fuego, un olor naseabundo insoportable originado en montañas de basura desparramadas en las veredas, gritos infantiles mendigando en las calles, choques de automóviles en las esquinas sin semáforos, cloacas rebalsadas, sectores inundados, políticos trompeándose, comercios asaltados sin control, ancianos haciendo interminables filas para conseguir un turno médico, narcotraficantes vendiendo a niños y mucha gente protestando violentamente.

Cumplido el plazo anunciado, aparece el querubín con unos formularios completados, faltando únicamente la rúbrica al pie.

-(Furioso) ¡Me engañaron! ¡Me estafaron! Nada de lo que me mostraron es verdad, la realidad es muy distinta. ¡Me mintieron descaradamente!

-El más allá es así desde siempre; con su extensa trayectoria supuse que enseguida se habría percado. Lo siento pero ya se venció el plazo de prueba. Lo que pasa es que tuvimos elecciones generales, ganando las actuales autoridades de cada uno de los dos distritos, luego volvimos a la normalidad.

Pero también la realidad, frecuentemente supera hasta el más ingenioso humorismo como, por ejemplo, el dos veces Presidente, Gobernador y Senador por el Partido Justicialista, Carlos Saúl Menem (1930) expresó sin remordimiento alguno: "Si hubiera dicho en campaña lo que iba a hacer, no me votaba nadie". “Es muy difícil poder pelear con aquellos que prometen el ingreso al empleo público”, dijo el diputado Jorge Arabel (Frente para la Victoria) al hablar sobre el desarrollo de la actual campaña electoral, que lo tiene como candidato a Diputado por el Pueblo”. Triunfó. (ahoraCalafate, 2015). [3]

Y también que: “Para hacer crecer un país, darle prosperidad a su pueblo, mejorar las instituciones, bajar la pobreza, terminar con la inflación, promover las inversiones y generar trabajo genuino hacen falta dirigentes serios que sepan de política.

En cambio para hacer una página de humor político sólo se necesita un puñado de tipos que gobiernen como el orto”. [4]

 


(1) Fue asesor en el Senado de la Nación (1973-1976). 
[2] Freud, Sigmund. El chiste y su relación con lo inconsciente. Biblioteca Nueva. Tercera edición. Tomo I. Página 1079. Madrid, España. 1973.
[3] Anónimo. Arabel. Es difícil pelear con los que prometen empleo público. Ahora Calafate. El Calafate, Provincia de Santa Cruz, Argentina. 25 de septiembre de 2015.
[4] Borensztein, Alejandro. Argentina, la leyenda continúa. Clarín. Buenos Aires, Argentina. 6 de febrero de 2021.

Por Alejandro Rojo Vivot - Escritor

Te puede interesar