Murió el jefe del Aeropuerto de El Calafate

Miguel Ángel Casco falleció esta madrugada a los 65 años de edad. Era el responsable del aeropuerto desde 2016. Pesar en la comunidad aeronáutica.

Sociedad 06/09/2022 Guillermo Pérez Luque Guillermo Pérez Luque
Casco [AUDIO FMD]
Miguel Ángel Casco

Esta mañana se conoció el fallecimiento del Jefe del Aeropuerto Internacional de El Calafate, Miguel Ángel Casco. Su deceso se produjo en la mañana esta localidad.

Casco era el responsable local de la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC), pero se formó en la Fuerza Aérea Argentina, participando de una Campaña Antártica en la Base Marambio.

Fue mecánico de aviones Lear Jet y se retiró de la fuerza con la jerarquía de Suboficial Mayor, para prestar servicio en la ANAC.

Promediando la primera década de los 2000 comenzó a desempeñarse como segundo jefe del Aeropuerto de El Calafate “Cte. Armando Tola”, y en 2016 pasó a ser el máximo responsable de la estación aérea.  

Hace más de tres años Casco recibió el diagnóstico de cáncer, al que combatió con entereza. Recientemente había regresado de hacerse un tratamiento contra la enfermedad. Falleció esta madrugada a los 65 años de edad.

La noticia causó pesar en la comunidad aeronáutica. “Gran persona y profesional! Acompañamos a familiares y amigos en este difícil momento”, publicó el Aeroclub Lago Argentino al despedirlo. 

Sus amigos y compañeros, no solo de la ANAC, sino de todas las instituciones que trabajan en el aeropuerto lo despedirán esta noche, desde las 22 hasta las 24 hs, en la Cochería Kemshash. Luego sus restos serán trasladados a Río Gallegos para su cremación. 

Lo más visto
Guanaco

El biólogo Emiliano Donadío replica los argumentos de los productores de ovinos de la Patagonia: “Ni las áreas protegidas ni los guanacos son el problema”

Bichos de Campo
General 16/04/2024

Primero, los datos fácticos de la historia: en la Patagonia los guanacos estuvieron “desde siempre” (miles de años), o sea mucho pero mucho antes que las ovejas. Los primeros exploradores de la zona, entre ellos Charles Darwin, mencionan el gran número de guanacos y otras especies de fauna silvestre que podían observarse, mientras que estudiosos contemporáneos confirman la presencia histórica de este ungulado en Sudamérica.